Entrena el Tri en pasto sintético

Después de dos prácticas en la cancha sintética de una institución educativa privada, los integrantes de la selección mexicana de futbol están más que enterados de las condiciones del balón y tienen en mente adaptarse lo más rápido posible al pasto artificial del estadio Ricardo Saprissa.

El portero Guillermo Ochoa habló hoy de las bondades que brindó la práctica en dicha superficie, porque de esta forma los tricolores ya saben a lo que se atienen en el encuentro del próximo sábado ante los costarricenses, en la ronda eliminatoria de la Concacaf.

«La cancha es dura, el agarre de los zapatos es distinto, el bote, el despeje y la recepción del balón también, todo es diferente» , explicó.

El guardameta se aferró a que los integrantes del «Tricolor» en algún momento ya han disputado partidos en cancha de superficie artificial, por lo cual esto no será nada nuevo y sólo será cuestión de adaptarse más rápido que los mismos ticos.

Cuestionado de si la superficie es un factor más importante que lo futbolístico de los costarricenses, respondió que «es uno nada más, como es la presión, la gente, pero en la cancha es 11 contra 11, la superficie y el esférico va a ser igual para los dos equipos, así que trataremos de adaptarnos más rápido que ellos» .

Los tricolores también entrenaron con el balón que circulará en dicho encuentro del sábado, por lo cual, el arquero enfatizó que «no es excusa y trataremos de sacar los tres puntos»