H1N1 causa muerte de 36 niños en EU

La nueva cepa de influenza H1N1 ya causó la muerte de 36 niños estadounidenses, informaron el jueves los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC por su sigla en inglés).

La entidad señaló que el 67 por ciento de ellos tenían condiciones médicas subyacentes de alto riesgo, como asma, lo que los volvía más propensos a desarrollar la enfermedad en forma grave, aunque el 22 por ciento eran niños perfectamente saludables de menos de 5 años.

«Hasta el 8 de agosto del 2009, los CDC recibieron informes de 447 muertes relacionadas con la influenza pandémica A (H1N1) en Estados Unidos, incluidas 36 muertes entre niños menores de 18 años», indicaron los investigadores de los centros en el reporte semanal sobre muerte y enfermedades.

«Los resultados de ese análisis indican que, de los 36 niños que murieron, siete (el 19 por ciento) tenían menos de 5 años y 24 (el 67 por ciento) tenían una o más condiciones médicas de alto riesgo», añadieron los expertos.

La nueva cepa de gripe H1N1 fue declarada pandémica en junio y se ha expandido por todo el mundo desde entonces. Está activa en Estados Unidos desde que fue identificada por primera vez en abril, algo muy poco habitual para la influenza, que suele afectar sólo en los meses más fríos del año.

Esta versión de la influenza ataca a los chicos más grandes y a los jóvenes más que la gripe estacional, algo que ha preocupado a los médicos.

El equipo de los CDC dijo que es importante identificar y tratar rápidamente a los niños con H1N1, especialmente si tienen enfermedades graves o si están dentro de un grupo de alto riesgo, como los chicos con asma, diabetes u otras dolencias crónicas.