–DE PRIMERA MANO– “Días de reflexión”

Existe un grupo de ciudadanos indecisos son quienes buscan razones para tomar la decisión final con su voto.

 Por Francisco Javier Ruiz Quirrín

SI NOS ATENEMOS a lo que nos dicen las encuestas, el número de ciudadanos que no han decidido su voto es importante y hasta podría hacer variar el resultado pronosticado por estos ejercicios de preferencias electorales.

Este “selecto” grupo de ciudadanos indecisos son quienes buscan razones para tomar la decisión final. Estos tres días previos a la jornada del próximo domingo son los ideales para buscar y encontrar las buenas razones.

Es cierto que la inmensa mayoría ya tiene decidido su voto. Es cierto que muchos han permanecido en la actitud de votar con la irritación y el enojo que produce el hartazgo de haber sobrevivido a gobernantes del PRI y del PAN que nos han decepcionado en repetidas ocasiones.

Es cierto también que muchos de los que votarán a favor de Andrés Manuel López Obrador para que sea Presidente de México, no simpatizan con su personalidad y reconocen su poca capacidad para gobernar, pero el sentimiento de enojo incluye eso: “No se va a votar a favor de alguien, sino en contra de algo”.

El mundo entero tiene voces que no se cansan de advertir los inmensos peligros de otorgarle el poder a un populista como el candidato presidencial de MORENA en México.

En nuestro país hay muchísimas voces que también lo están advirtiendo, pero de entre ellas destaca una muy reconocida por su intelectualidad, credibilidad y extraordinario conocimiento de la historia nacional: Enrique Krauze.

El señor Krauze, uno de los críticos más severos sobre el ejercicio del poder en México, que ha sabido documentarlo a través de sus libros, está llevando esa voz de alerta a todos los rincones del país y, en el extranjero, sus argumentos invitan a la reflexión.

Es una orientación incisiva respecto a los enormes riesgos de entregar el poder a una personalidad totalitaria, soberbia e intolerante como la de López Obrador.

En nuestro país las historias sobre los mandatarios que se han perpetuado en el poder y cuyos finales están bañados con la sangre de nuestros hermanos, ahí están plasmados en las páginas de nuestros libros y en el árbol genealógico de nuestras familias.

Si los mexicanos hemos abrigado la esperanza nacional de vivir en un mejor país cada seis años y cada seis años nos arrepentimos, sin duda alguna con AMLO nos arrepentiremos en el corto tiempo, con la salvedad de que sufriremos mucho para recuperar la democracia.

Nos negamos a creer que el pueblo de México está dispuesto a lanzarse al vacío este 01 de julio y sin protección alguna. Sin paracaídas.

Seamos optimistas y hagamos lo que cada uno debe de hacer, para invitar a que la razón y no el hígado, domine nuestros impulsos en la inminente toma de decisión en la casilla que nos corresponde.

El mundo ha votado en contra del sistema y se ha arrepentido casi inmediatamente. En México tenemos la gran ventaja de que uno de los cuatro candidatos que aspiran a suceder a Enrique Peña Nieto, no llevan en su sangre el ADN del PRI o del PAN.

Porque el argumento de que si no es por AMLO no hay otra opción, se cae en el momento en que existe la posibilidad de que uno de los candidatos pinte su raya al viejo sistema y muestre un nuevo proyecto de nación para los próximos 20 y 30 años.

Por eso, estos siguientes tres días, previos al domingo 01 de julio, serán suficientes para invocar a la racionalidad y dejar a un lado las emociones.

 

ANOCHE se concentraron miles de personas en el estacionamiento del estadio “Héctor Espino”, en Hermosillo, en el cierre de campaña de los candidatos del PRI al Senado, diputaciones federales, diputaciones locales y presidencia municipal de la capital de Sonora… Sylvana Beltrones será senadora de la república y ella ofrece un aire refrescante a los actores políticos que tradicionalmente han destacado en la política sonorense… Ella ha trabajado lo suficiente y se ha ganado a pulso el estar muy bien posicionada luego de recorrer el Estado en más de una ocasión y se ha convertido en una figura que arrastra a sus compañeros de partido… Luego de vivir este tipo de actos, puedes concluir el gran optimismo con que el PRI espera los resultados a su favor el próximo domingo para sostener y recuperar algunas posiciones perdidas en los pasados comicios.