–DE PRIMERA MANO– Veladoras encendidas por la Guardia Nacional

Se desplegarán 52 mil elementos a partir de hoy, 1 de julio. ¿En verdad habrá un antes y un después en materia de seguridad pública en México?

Por Francisco Javier Ruiz Quirrín

LA VIOLENCIA se ha expandido tanto a lo largo y a lo ancho de nuestro país, que las autoridades locales prácticamente se han dado por vencidas. Pero ninguno de los mandatarios estatales asume alguna responsabilidad.

Enrique Alfaro, el gobernador de Jalisco (una de las entidades donde más escalofriante se ha presentado la violencia), debió decir esta semana que en el pasado reciente se había entregado su entidad “al crimen organizado” y que esa era la causa de ese horrible escenario.

En Sonora, consta el esfuerzo que la Gobernadora Claudia Pavlovich ha emprendido para combatir la inseguridad y sus deseos porque la coordinación entre los tres niveles de gobierno permitan detener la ola violenta y regrese la tranquilidad de antaño, pero cuando la cuestionan sobre el tema responde que “es una situación que no sólo ocurre en el Estado, sino en todo el país, lamentablemente”.

Y todos los responsables esperan todo de la Guardia Nacional. Con su presencia los gobernadores la avalaron. La misma que se instaló ayer oficialmente en el Campo Marte y que abanderó el Presidente López Obrador.

Alfonso Durazo Montaño, el secretario de seguridad pública y protección ciudadana, acaba de declarar que la presencia de la Guardia Nacional a partir de hoy lunes, “será el inicio del fin de la violencia”. Y habrá qué desearle el mejor de los éxitos, porque Alfonso también espera resultados de esta nueva institución, aunque -aclaró-, no se logrará de la noche a la mañana”.

Y subrayó:

“Las y los mexicanos han confiado esa responsabilidad (la seguridad pública) a los integrantes de la Guardia Nacional, no pueden fallar, cundo lo hayan logrado estaremos en una deuda histórica con su generosidad, compromiso y su entrega a la patria”.

En otras palabras, el gobierno del Presidente AMLO, a través de Durazo, tiene todas sus veladoras encendidas porque la célebre Guardia Nacional cumpla su cometido, al igual que la y todos los gobernadores, así como los presidentes municipales.

Se desplegarán 52 mil elementos en todo el territorio nacional a partir de hoy, 1 de julio. ¿En verdad habrá un antes y un después en materia de seguridad pública en México?

Ese es el deseo, pero en este caso lo que hablará siempre será el resultado obtenido.

 

A UN AÑO de que Andrés Manuel López Obrador fuera elegido Presidente de México, una enorme mayoría sigue poniendo sus esperanzas en este hombre… Sin embargo, sus decisiones están sacudiendo al país no sólo con el cambio de régimen, sino con decisiones calificadas por muchos como absurdas y en construcción de un camino que nos llevará a la recesión económica y a la pobreza generalizada… Ayer, se dieron movilizaciones en los 32 estados, algunas muy nutridas, otras no tanto, pero ya empieza a aparecer de manera consistente una oposición a las políticas de la llamada “Cuarta Transformación”… La semilla de la inconformidad ya ha sido sembrada y pudiera germinar en la medida en que los acontecimientos provoquen un desencanto, tan rápido como las ansias del Presidente por imponer su voluntad.

 

ESTE FIN de semana la familia y algunos amigos íntimos festejaron a Guillermo Padrés Elías por su cumpleaños… Fue con una cena y brindis que en algunos terminaron por multiplicarse… Estaban felices de tener a su jefe y amigo… Por la familia, desde luego, la esposa y todos sus hijos… Su hermano Miguel, Roberto Dagnino y señora, Ricardo Esqueda y señora, Agustín Elías, Mario Cuen, Agustín Rodríguez… Faltaron algunos, pero en privado le hicieron llegar sus parabienes al exgobernador, subrayando la solemnidad: “A nuestro jefe y amigo”.

 

¿USTED CREE que tanto incendio en Sonora es casual o fortuito?… ¿tenemos derecho a pensar mal y establecer como tesis que son algunos de ellos cuando menos, provocados para desviar la atención de autoridades?